Dieta baja en carbohidratos

Una dieta baja en carbohidratos restringe los carbohidratos rápidamente, lo que, según los nutricionistas, es útil para cualquier persona que abusa de los dulces. Al comer en el menú durante una semana, es posible lograr una pérdida de peso suave y un resultado estable.

Los beneficios de dieta baja en carbohidratos

Es imposible excluir por completo los carbohidratos de la dieta, y es casi imposible. Nos proporcionan energía. Pero los carbohidratos difieren entre sí, y uno de los tipos en esta dieta debe excluirse, a saber, los carbohidratos simples.

 

Los carbohidratos simples consisten en unas pocas moléculas y se descomponen y absorben rápidamente, aumentando drásticamente los niveles de azúcar y causando saltos de insulina en la sangre. Tales carbohidratos no proporcionan saciedad, y después de una hora querrá comer algo nuevamente. El azúcar no gastado se deposita en forma de reservas de grasa, de esta manera el cuerpo trata de reducir la concentración de azúcar en la sangre.

Dieta baja en carbohidratos alta en proteinas.

La reducción de los carbohidratos en los alimentos al eliminar los carbohidratos rápidos conduce a una mejora general en los vasos sanguíneos, reduce las oleadas de insulina, le permite mantener una sensación estable de saciedad después de comer sin dañar la figura, ya que los carbohidratos lentos se saturan por un período más largo, así como las proteínas y las grasas.

Contras de una dieta baja en carbohidratos

La restricción de carbohidratos conduce a una disminución en el contenido total de calorías de la dieta, que se iguala con un aumento en la proporción de proteínas y grasas. Ponen tensión adicional en el hígado y los riñones, y una posible falta de fibra puede provocar estreñimiento. La dieta está prohibida para personas embarazadas, lactantes y también debilitadas.

Una cantidad reducida de carbohidratos a veces causa debilidad, mayor susceptibilidad a infecciones y virus e irritabilidad.

Menú semanal para una dieta baja en carbohidratos

Menús de dieta baja en carbohidratos

Día 1
  • Desayuno : huevos revueltos con 2 huevos y leche, té sin azúcar.
  • Almuerzo : un trozo de ternera o ternera, berenjenas guisadas con cilantro.
  • Merienda : un vaso de yogur descremado sin aditivos, lechuga.
  • Cena : espagueti hecho de harina integral, poco cocida (al dente) con pechuga de pollo.
 
Día 2
  • Desayuno: trigo sarraceno verde con queso
  • Almuerzo: pescado blanco al vapor, ensalada de pepinos, cebollas, pimientos y tomates
  • Merienda: kéfir sin grasa, un puñado de maní sin sal y glaseado
  • Cena: queso cottage sin grasa, naranja
Día 3
  • Desayuno : cazuela de requesón, café
  • Almuerzo: arroz integral con pechuga de pollo
  • Merienda: un vaso de yogur sin grasa sin grasa
  • Cena: frijoles guisados ​​leguminosos, huevo cocido
 
Día 4
  • Desayuno : trigo sarraceno con leche, té.
  • Almuerzo: caldo de pollo con hierbas y una rodaja de carne.
  • Merienda : un puñado de albaricoques secos.
  • Cena: berenjenas al horno con queso.
Día 5
  • Desayuno: cazuela de requesón, café
  • Almuerzo : caldo de res, brócoli al horno, una rebanada de carne
  • Merienda: jugo de tomate, una rebanada de queso
  • Cena : naranja, una ensalada de frijoles y verduras de Beijing
 
Día 6
  • Desayuno: trigo sarraceno verde con leche
  • Almuerzo: caldo de pollo con verduras y una rodaja de carne
  • Merienda: berenjenas al horno
  • Cena: repollo guisado con tomates
 
Día 7
  • Desayuno: huevos revueltos con 2 huevos y leche, té sin azúcar
  • Almuerzo: pescado rojo hervido o caldo de pescado, ensalada de pepinos y tomates
  • Merienda : pomelo, 3 piezas de ciruelas pasas
  • Cena: kéfir bajo en grasa, manzana
 
Extra

La dieta principal consiste en alimentos bajos en carbohidratos, con énfasis en grasas y proteínas. Dulces, harinas, refrescos, alcohol, chocolate con leche, jugos de frutas con azúcar, productos lácteos con aditivos, muchos cereales están completamente excluidos.

Resultados de la dieta baja en carbohidratos

Como resultado de la dieta, puede perder hasta 3-5 kg ​​por semana, que es una pérdida de peso bastante suave sin huelgas de hambre severas.

Existe la opinión de algunos nutricionistas de que una restricción prolongada (o incluso una reducción al mínimo) de carbohidratos conduce a una mayor sensibilidad al volver a su consumo en los alimentos. En otras palabras, si no come carbohidratos, y después de suspender la dieta, regréselos a la dieta, se depositarán más rápidamente “en reserva” que antes de la dieta. De ello se deduce que debe dejar la dieta sin problemas, y es mejor no volver al exceso de dulces y magdalenas, haciendo que su dieta sea saludable y equilibrada.

Recomendaciones de nutricionistas
de la dieta bajo en carbohidratos

El exceso de peso a menudo aparece precisamente por el consumo incontrolado de carbohidratos rápidos sin esfuerzo físico. Si comes dulces justo después de tu entrenamiento, no pasará nada, pero con un estilo de vida sedentario, el estrés “incautado” o la inanición con bollos afectará de inmediato a la figura. Por lo tanto, una restricción razonable de carbohidratos ayudará a mantener el peso normal. Si se reducen excesivamente en la dieta, son posibles problemas: fatiga, irritabilidad, debilidad, inmunidad reducida, problemas digestivos, ya que la fibra también es carbohidrato.


dieta de la manzana | – | dieta de proteinas | – | dieta mediterránea | – | dietas blandas | |

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *